Galerías de imágenes

¿Vives, trabajas o te diviertes en esta ciudad?
Pues ahora, puedes subir tus fotos “GRATIS” a nuestra web.
Pincha Aquí, para subir tu imagen

Ver galería completa

El Ayuntamiento de Leganés redujo la deuda en 2,6 millones de euros

Jueves 23 de Marzo del 2017

· El remanente negativo de tesorería se reduce en más de 6 millones de euros

· Se reduce la deuda viva casi tres millones de euros con respecto al ejercicio anterior lo que la sitúa en el 23,16 por ciento, muy lejos del máximo permitido por la Ley

· El Consistorio cumple así el objetivo de estabilidad presupuestaria, el tiempo de pago a proveedores, la regla de gasto y el límite de deuda

 · El concejal de Hacienda destaca que en el incremento de ingresos no han existido subidas de impuestos, tasas o de precios públicos. Todos se mantienen en los niveles impositivos de 2014

El Ayuntamiento de Leganés ha presentado la liquidación del Presupuesto del pasado año en la que se destaca la reducción de la deuda en más de 2,6 millones con respecto al año anterior. La deuda se ha reducido 2.608.000 euros, por lo que se fijaría actualmente en 29.804.900 euros.

La deuda viva del Ayuntamiento de Leganés es del 23,16 por ciento, una cifra que se sitúa muy lejos del máximo autorizado por la Ley. En cuanto al remanente, se ha logrado reducir en más de seis millones de euros, fijándose en estos momentos en 7.236.522 euros. Hace un año el remante de Tesorería superaba los 13 millones de euros.

El Ayuntamiento de Leganés cumple así todos los objetivos de estabilidad presupuestaria, el tiempo de pago a proveedores, la regla de gasto y el límite de deuda. De esta forma no existen impedimentos para solicitar créditos o percibir subvenciones de otras administraciones. Actualmente Leganés tiene un plazo medio de pago a proveedores de 43,72 días.

Según ha destacado el alcalde de Leganés, Santiago Llorente, estas cifras son muy positivas ya que se ha logrado reducir la deuda y mejorar notablemente el remanente negativo del Ayuntamiento. "Se ha producido una mejor gestión de los ingresos del Ayuntamiento y un mejor control de los gastos".

Santiago Llorente ha destacado además que estas buenas cifras se logran a pesar de la ejecución del pago de más de tres millones de euros en sentencias que venían arrastrándose desde la legislatura anterior. "A pesar de tener que afrontar estos pagos, el Gobierno local ha logrado reducir la deuda municipal y eso es una magnífica noticia".

Aumento de ingreso sin subida de impuestos a los ciudadanos

Por su parte, el concejal Delegado de Hacienda, Patrimonio y Contratación, Pedro Atienza, ha destacado que estos buenos resultados son fruto del esfuerzo realizado en las diferentes delegaciones del Consistorio. "Los objetivos que nos hemos marcado han sido la contención del gasto y principalmente, el incremento de ingresos sin variar la presión impositiva del ciudadano"-destacó el edil, que añadió la importancia de que este incremento se haya logrado sin subir los impuestos a los ciudadanos. "Es una magnífica noticia destacar que en este incremento de ingresos no han existido subidas de impuestos, tasas o de precios públicos. Todos se mantienen en los niveles impositivos de 2014" resaltó Atienza.

Datos concretos de la liquidación

Pasando al detalle, los ingresos corrientes han crecido en mayor medida que los gastos corrientes, lo que ha permitido cerrar 2016 con un superávit de 9.435.319,60 euros. Esto es lo que ha permitido reducir drásticamente el remanente negativo de tesorería. La contención del gasto, en parte, se explica como consecuencia de los ahorros conseguidos en Contratación Pública: De 1.096 expedientes tramitados durante el año, el mayor ahorro se ha conseguido en los negociados sin publicidad (un 27,81 por ciento) seguido de los procedimientos abiertos (21,51 por ciento y negociados sin publicidad (16,66 por ciento).

Nuestros objetivos en esta área son: mantener el ahorro en los contratos donde se prima el criterio precio, reducir en la medida de lo posible el número de expedientes de contratación para mejorar en la rapidez en la tramitación de dichos expedientes acudiendo en primer lugar a la compra centralizada.